Borrell: "Cataluña ni siquiera sería Estado porque no lo reconocería la ONU"

12.09.2015 | 12:06
El exdirigente socialista y expresidente del Parlamento Europeo Josep Borrell
El exdirigente socialista y expresidente del Parlamento Europeo Josep Borrell

El exdirigente socialista y expresidente del Parlamento Europeo Josep Borrell ha asegurado hoy que una Cataluña independiente no solo quedaría fuera de la UE, sino que "no sería ni siquiera Estado" porque no sería reconocido por las Naciones Unidas.
Borrell, en una entrevista con EFE, ha argumentado que "este razonamiento se apoya en todos los elementos del derecho internacional", si bien ha lamentado que ante esto, los independentistas actúen "como si hablaras con una pared" y se limiten a fundamentar sus aspiraciones "en la emoción".
"Una independencia por las bravas, y aunque no tenga la mayoría de los ciudadanos para que la apoyen, no sería reconocida por nadie, quizá por algún pequeño e insignificante Estado, pero no sería reconocida en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Cataluña no es que no fuese miembro de la UE, es que no sería ni siquiera Estado porque no sería reconocida como tal", ha advertido.
Borrell expone sus argumentos contra la secesión en el libro publicado junto con Joan Llorac bajo el título "Las cuentas y los cuentos de la independencia", de la editorial Catarata.
Frente a la tesis del presidente de la Generalitat, Artur Mas, el exministro ha remarcado que, ante una declaración unilateral de ruptura, "Cataluña no sería independiente porque su Parlamento lo declare, sino porque los demás estados del mundo la reconozcan como independiente, empezando por el Consejo de Seguridad de la ONU".
Borrell ha animado a combatir la "desinformación" generada por los separatistas tras lamentar que "la propaganda insidiosa, basada en datos falsos, no recibe el contrapeso necesario".
El exministro ha expresado su "máximo respeto" a quienes, amparándose en sus "sentimientos", creen que "Cataluña debe ser independiente y que no se sienten españoles", pero ha añadido que "no respeta a quien usa argumentos falsos para defender sus posiciones".
Borrell ha admitido que la crisis económica y "lo mal administrada y explicada" que ha estado por el Gobierno de Mariano Rajoy ha tenido "mucho que ver" con el aumento del separatismo y con que sus partidarios aduzcan que España "roba" cada año 16.000 millones de euros o que "la independencia está llena de ventajas".
A su entender, "hay una parte de la sociedad catalana que ya no atiende a razones" pese a que las quejas de Mas no sean ciertas, pero ha apuntado que hay otros que simpatizan con la secesión "por interés personal o propio, más que por emoción", a los que sí se les puede convencer.
"Esos deben de ser sensibles al razonamiento. Las razones hay que emplearlas para aquellas personas que están dispuestas a razonar, que las hay", ha confiado Borrell.
En cuanto al debate de si Cataluña debe de ser o no una nación, el exdirigente socialista ha subrayado que "no existen definiciones muy claras" del término.
"No es como estar embarazada. Está muy claro cuándo una señora está embarazada o no lo está. ¿Es una nación o no es una nación? Es un problema de autoidentificación", se ha contestado.
Un primer significado de nación, según Borrell, sería "un conjunto de ciudadanos que viven en un mismo territorio, que tienen a veces lengua propia, otras no, y un fuerte sentimiento de identidad y que comparten una cultura, una historia, que les hace creer que constituyen un grupo diferenciado".
"Y eso, el 80 por ciento de los catalanes lo creemos y no debería ser un problema para nadie", ha apostillado para incluirse en el grupo.
Borrell ha recordado que esta idea se recoge en el Estatut catalán aprobado en 2010, sin que el Tribunal Constitucional objetara de ella, y es "compatible con la Constitución".
Sin embargo, la ha distinguido de "la nación política y soberana" con "capacidad de decidir ante sí y ante el resto del mundo".
"Y es evidente que hoy Cataluña no lo es. El problema es que los que se oponen a aceptar la primera acepción de nación es porque tienen miedo que eso abra la puerta a la segunda", ha reflexionado.
Borrell ha sostenido que los independentistas creen que "si existe la nación catalana, se debe crear el Estado catalán", pero ha precisado que, a su juicio, "la historia se escribe al revés".
"No son las naciones las que crean los Estados, sino los Estados los que crean las naciones", ha sentenciado.
Respecto a la controversia por el hecho de que TV3 suspendiera una entrevista con él el pasado miércoles, Borrell ha acusado a sus directivos de ser "sectarios y mentirosos" por negar que la cita estaba cerrada.
"Esos comportamientos no son dignos de un país democrático", ha censurado el que fuera presidente de la Eurocámara entre 2004 y 2007.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook