Rabell considera "obligación democrática" un acuerdo PSOE-Podemos para "echar" al PP

11.08.2015 | 17:25
El candidato de Catalunya Sí que es pot al 27S, Lluís Rabell
El candidato de Catalunya Sí que es pot al 27S, Lluís Rabell

El candidato de Catalunya Sí que es pot al 27S, Lluís Rabell, ha considerado hoy que si tras las elecciones generales existe la posibilidad de formar una mayoría de izquierdas entre PSOE y Podemos, sería "obligado democráticamente" llegar a un acuerdo parlamentario para "echar" al PP del Gobierno.
En declaraciones a Efe, el cabeza de lista de Catalunya Sí que es pot -que integra a Podemos, ICV-EUiA y Equo- a las elecciones catalanas ha admitido que "echar al PP del Gobierno sería muy buena noticia", por lo que "si hay una posibilidad de un acuerdo parlamentario de izquierdas para descabalgar al PP, es obligado democráticamente hacerlo efectivo".
El hasta ahora presidente de la Federación de Asociaciones de Vecinos de Barcelona (FAVB) ve así con buenos ojos un acuerdo tras las generales entre PSOE y Podemos, más allá de "cuál sea la correlación de fuerzas o si puede traducirse en un acuerdo de gobierno, de legislatura o puntual".
"Pero si hay una posibilidad de combinación parlamentaria que eche a un gobierno tan nefasto, negativo y antisocial, habría que aprovecharla para dar un vuelco a la situación política y poner fin a un gobierno tan antisocial y antidemocrático", ha aseverado.
Y es que, a su juicio, que "echen al PP sería muy buena noticia", más allá incluso de que los populares ganaran las elecciones: "Eso de que la fuerza más votada es la que debe gobernar es una teoría que en democracia es muy discutible y que no compartimos, porque una mayoría social puede tener diferentes matices u opciones dentro de un marco general".
Rabell ha confiado en que una nueva correlación de fuerzas y un "cambio hacia la izquierda" tras las generales "facilite una actitud más abierta hacia las reivindicaciones de la sociedad catalana".
Aun así, ha dejado claro que Cataluña "no ha de esperar nada, sino trabajar y hacer fuerte su reivindicación democrática, porque tanto en un caso como en otro (una posible mayoría del PP o de izquierdas), esa presión será indispensable".
"Incluso con un Gobierno más proclive o favorable a escuchar la reivindicación de Cataluña habrá de hacer frente a presiones muy fuertes en sentido contrario, prejuicios y a los estamentos más influyentes en España. Ni la combinación parlamentaria más favorable resolverá el problema, solo la lucha democrática lo resolverá", ha dicho Rabell.
El activista ha admitido en cualquier caso que con el Gobierno del Mariano Rajoy el "bloqueo y la agresión han sido totales", y ha lamentado "globos sonda y amenazas" como la posible aplicación del artículo 155 de la Constitución, para una eventual suspensión de la autonomía de Cataluña.
Rabell ha "dudado mucho de que "el Gobierno del PP gozara ir a unas generales con una autonomía como la catalana intervenida. Sería una aventura suicida".
De hecho, ha ironizado con que "ni ellos mismos saben cómo funcionaría ese artilugio" legal y "deberían hacer jurisprudencia e inventar mucho, pero se encontrarían a una sociedad como la catalana" y su "rechazo y resistencia".
"Sería ingobernable. Un Gobierno de Madrid con la mínima inteligencia sabría que intentar utilizar una medida de fuerza de ese tipo sería ir a una crisis política mayor a nivel de Estado", ha agregado.
Por último, preguntado sobre si la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, o el líder de Podemos, Pablo Iglesias, participarán en la campaña electoral de Catalunya Sí que es pot para el 27S, Rabell no ha querido confirmar nombres concretos, pero sí ha asegurado que "vendrá mucha gente conocida, de Barcelona, el Estado y Europa".
Una campaña con "perfil y proyección internacional" en la que "nos visitarán muchos amigos", ha explicado Rabell, que ha ido más allá y ha avanzado que serán también "amigos de Portugal, Francia y Grecia, probablemente".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook