Artur Mas ha fijado en 68 diputados la victoria en el "recuento plebiscitario"

05.08.2015 | 17:50

El presidente catalán, Artur Mas, ha fijado hoy en 68 diputados la victoria del independentismo en el recuento "plebiscitario" de las elecciones del 27S, en el que ha dejado claro que se tendrá en cuenta la mayoría obtenida en escaños y no en votos, al no ser un referéndum "en condiciones normales".
En una comparecencia en la Generalitat, horas después de firmar el decreto de convocatoria de las elecciones y tras presidir la reunión ordinaria del Govern, Mas ha calificado de "inatacable jurídicamente" el decreto de convocatoria, pues sigue "el marco legal vigente" en "la forma", ya que "desde el punto de vista legal, las plebiscitarias no existen".
"Ahora bien, si los partidos y la gente le quieren dar un sentido diferente a estas elecciones, jurídicamente no se puede detener, es imparable. No es un problema de marcos vigentes, sino de voluntad de la gente. Y eso irá por ahí, espero. He puesto el marco para que la gente pueda transformar esta convocatoria por iniciativa de partidos y población en algo que sea de carácter plebiscitario", ha agregado.
De hecho, ha dejado claro que el "recuento" en la noche del 27 de septiembre tendrá "carácter de plebiscito": "Las cosas han llegado suficientemente lejos como para que ahora se pueda intentar hacer ver que son simplemente unas elecciones más".
Mas ha dicho que será "el primero" que "respetará" el resultado si ganan los contrarios a la independencia, porque "será una decisión de la ciudadanía", pero del mismo modo ha pedido que se respete el 'sí' a la independencia si se impone esta opción.
Mas ha señalado precisamente, sobre esta cuestión, que, si la consulta sobre la independencia se hubiera podido hacer "en condiciones normales, es decir, acordadas con el Gobierno, es evidente que el resultado sería contar con votos".

Los porcentajes
Pero "en el momento en que tenemos que utilizar el único y último instrumento que podemos, las elecciones, se cuenta por diputados", ha dicho Mas, que ha fijado en "el 51%", es decir, "68 diputados", la cifra mínima para la victoria del independentismo.
En alusión a si ese porcentaje bastaría para tirar adelante un proceso de independencia, Mas ha respondido "haciendo la pregunta al revés": "¿Es suficiente el 49% para pararlo? ¿Le daremos más peso al 49% que al 51%? Lo encuentro un poco inconsistente o incoherente".
Aún así, ha reconocido que "cuanto más porcentaje, más legitimidad y más fuerza, mejor", ya que él mismo pide "amplias mayorías para tirar adelante con más fuerza y agilidad" el proceso.
"Pero no podemos aceptar tampoco parar un proceso que convence a un poco más de la mayoría para hacer caso a un poco menos de la mayoría. Pero cambio por contar votos si podemos hacerlo en consulta", ha añadido.
"Cuantos más diputados por encima del 68, más fuerza y legitimidad. Y cuantos más votos por encima del 50%, más fuerza y legitimidad también", ha afirmado Artur Mas.
Aún así, ha admitido que si el resultado fuera finalmente "justo" y únicamente se obtuvieran 68 diputados, esto no serviría para "parar" el proceso soberanista, pero "se tendría que avanzar de otra manera". "No me refiero al objetivo final, sino a cómo se plantean las cosas y los ritmos", ha concluido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook